Share Button

El organismo humano, al igual que el resto de los seres vivos, está formado por unas sustancias químicas llamadas biomoléculas. Como todos los animales (organismos heterótrofos), debe tomar del medio externo las sustancias químicas que le proporcionarán la materia necesaria para su actividad celular. Estas sustancias son los alimentos.

Leer Más »

Share Button

Obesidad no es simplemente unos kilos de más. Se habla de obesidad mórbida o patológica, cuando el peso de una persona excede en un 20%, el considerado como ideal. Esto significa que la gordura no es solamente exceso de grasa corporal, sino que definitivamente es más que eso: una enfermedad.ObesidadLos datos y cifras que emanan de la Organización  Mundial de la Salud, son impactantes y preocupantes. Desde 1980, la obesidad a nivel mundial se ha más que duplicado. En el año 2013, más de 42 millones de niños menores de cinco años tenían sobrepeso. Para el 2014, más de 1900 millones de adultos de 18 o más años tenían sobrepeso, de los cuales, más de 600 millones eran obesos. En ese mismo año, el 39% de los adultos de 18 o más años tenían sobrepeso, y el 13% eran obesos.

En un artículo publicado el 17 de enero de 2014, en el prestigioso diario venezolano El Universal, la organización Intermón Oxfam, cuyo fin es trabajar para acabar con las injusticias que provocan pobreza, reveló en un informe sobre la situación alimentaria del planeta, que Venezuela está ubicada en el décimo lugar de la lista de los países con mayor tasa de obesos en el mundo.

¿Cuáles son las causas que conducen a la obesidad?

Normalmente, existe un equilibrio entre las calorías que ingerimos y las que eliminamos. Esto hace que se produzca un peso idóneo. Ahora bien, resulta intuitivamente obvio, que se producirá una tendencia a aumentar de peso, cuando las calorías que eliminamos, son menores que las que ingerimos, acumulándose el exceso en forma de grasa. Como causas específicas de la obesidad se encuentran el consumo de alimentos con un alto contenido de grasas, carbohidratos (azúcares) y sal. La vida sedentaria también conduce a la obesidad. Asimismo, podemos incluir a los problemas de naturaleza hormonal.

¿Cuáles son las perspectivas acerca de la obesidad?

Afortunadamente, en la mayoría de los casos, la obesidad tiene cura. Las personas afectadas por la obesidad, deben definitivamente cambiar sus estilos de vida, en otras palabras, se impone que eliminen de una vez por todas, sus hábitos sedentarios, mediante el ejercicio, o practicando deportes de manera regular y comiendo sanamente. Esta disposición a cambiar, redundará en forma positiva en la salud, porque evitará que se produzcan fundamentalmente trastornos en el sistema caridovascular, con las graves consecuencias que la enfermedad arterioesclerótica y la hipertensión arterial representan.