Share Button

El famoso dolor que en ocasiones sentimos en la parte baja no es otro que un aviso de que pudiera estar en presencia del dolor ciático, y se llama así porque la dolencia se debe a una afección en el nervio más amplio del organismo. Ya que abarca desde la zona lumbar hasta la parte posterior de la pierna.

dolor-ciatica

Frecuentemente el dolor suele extenderse desde la parte baja de la columna, bajando por el muslo hasta la pierna y dependiendo que tan afectado esté el nervio ciático el dolor también puede extenderse hasta los pies. Los síntomas más usuales son dolor intenso, debilidad, entumecimiento y hormigueo en las piernas. Para deshacerse o minimizar estos dolores le vamos a recomendar unos ejercicios muy sencillos de realizar y que podrá practicar en la comodidad de su hogar.

El ejercicio de extensión:
Este ejercicio es muy beneficioso ya que proporciona un inmenso alivio, en las piernas y en la espalda. Para esto, es necesario que se acueste boca abajo y extiende los brazos y las piernas hasta formar una línea. Levante el brazo derecho y la pierna izquierda y permanecer en esta posición durante al menos tres a cinco segundos. Luego intercambie, la pierna izquierda y el brazo derecho. Después vuelva a la posición inicial. Este ejercicio se puede hacer por lo menos diez veces con cada conjunto de extremidades, es preferible que los realice sobre una mat de yoga en el piso, eso le garantiza toda la rectitud total de la espalda para obtener los mejores resultados.

Acurrucarse:
Para llevar a cabo este ejercicio, debe recostarse sobre su espalda en el suelo y doblar las rodillas. También doble los brazos y manténgalos detrás de su cabeza con el fin de brindarle apoyo a su cuello. Ahora trate es acurrucarse, como la posición fetal, levantando la cabeza y los hombros del suelo, buscando pegarlos de las rodillas. Permanezca en esta posición durante tres a cinco segundos. Cuando se esté iniciando en este ejercicio puede hacer de diez a doce repeticiones, luego vaya aumentando gradualmente hasta llegar a veinte repeticiones. Para que obtenga todos los beneficios de este movimiento que le va a relajar sustancialmente.

Subir el cuerpo:
Para realizar este ejercicio se requiere que se acueste boca abajo con los brazos doblados y las palmas de la mano estiradas en el suelo. Separe ligeramente los dedos tome impulso y levante el cuerpo sin despegar las manos y los pies del suelo. Solo el cuerpo con las piernas totalmente estiradas. Baje gradualmente y después impulse de nuevo hacia arriba. Comience con diez a quince flexiones al día y luego aumente paulatinamente hasta llegar a cincuenta por día.

Ejercicio en el agua:
Sumérjase en la piscina y trate de sentarse dentro del agua y suba las piernas, parece difícil pero luego de ganar práctica será muy sencillo. Una técnica ideal para mantener a flote es abrir los brazos como un cristo y moverlos con suavidad bajo el agua (movimientos suaves y cortos). Al subir las piernas quedaran fuera del agua, ábralas y ciérrelas formando una “V”. Puede hacer repeticiones de 10 veces, descanse de 5 en cinco; para que pueda liberar la tensión de los brazos.

La media tijera:
Acuéstese boca arriba, sobre su espalda totalmente derecha y coloque las manos detrás de la cabeza. Ahora apriete los músculos del abdomen y eleve una de las piernas totalmente derecha un par de pulgadas del piso. Permanezca en esta posición durante unos cinco segundos y volver a la posición inicial. Luego repetir lo mismo con la otra pierna.

Probar estos ejercicios le permitirá reducir sus dolores, ya que a partir del momento que los inicie comenzará a ver los resultados. Sin embargo antes de comenzar cualquier actividad siempre asesórese con su médico de confianza.

Share Button

La palabra fricción se deriva de los verbos restregar o frotar. Esta técnica consiste en tomar una posición de descanso para auto-tratar una dolencia a fin de reducir las molestias. Con solo restregar o frotar en la zona afectada, generando el calor y la presión necesaria para aliviar el padecimiento. Es importante destacar que está técnica reforza las indicaciones que haya establecido su especialista.

Friccion corporal

Leer Más »

Share Button

Cuando no podemos acudir a un especialista para que nos practique un masaje siempre podemos hacérnoslo nosotros mismos. Aunque muchas personas desestiman este tipo de masaje porque no lo hace un profesional, lo cierto es que no hay nadie mejor que uno mismo para saber con exactitud dónde nos duele y actuar con precisión.

Automasaje

Leer Más »

Share Button

La historia oficial de los baños termales se inicia, hace unos 600 años, cuando el distinguido médico e investigador Ugolino Simoni de Montecatini, considerado el padre de la hidrología moderna, examina la naturaleza de la aguas minerales y habla por primera de un cuarto de baño, donde los campesinos se hundían para tratar el dolor en las extremidades y la espalda. El académico ilustre la construcción de estos primeros balnearios para el año de 1370.

Balnearios de aguas termales

Leer Más »

Share Button

Se ha hablado mucho de los beneficios para la salud que generan los baños de sauna. No hay nada más revitalizantes, que sudar las toxinas (sudoración profunda y saludable). Se desvanece la tensión, los músculos se relajan y mentalmente emergemos relajados, renovados y listos para lo que traerá el día.

Sauna

Leer Más »

Share Button

Existen muchas maneras de hacer ejercicio. Se puede entrenar profesionalmente, recreacionalmente, médicamente, etc. Independientemente de cuál sea nuestra motivación, al decidir tomar la senda de hacer ejercicio lo principal es tener presente algo que muchos olvidad o pasan por alto: la postura.

Postura II

Leer Más »

Share Button

Mucho hemos leído sobre los beneficios que aporta el ejercicio físico a nuestro organismo. Para reafirmar certificaremos que fortalece los músculos y tendones, mantiene nuestro organismo saludable, aumenta la esperanza de vida, disminuye los riesgos de sufrir enfermedades como hipertensión y diabetes, nos llena de energía y hasta mejora notablemente nuestra vida sexual. Cuando practicamos ejercicios con regularidad nuestro cuerpo se mantienen en forma y eso incide en nuestra autoestima inmediatamente. Nos vemos mejor, nos sentimos mejor y, lo más importante, estamos mucho más saludables.

Ejercicios

Leer Más »

Share Button

En términos médicos, la ciática se refiere a un síndrome, es decir, un conjunto de signos (lo que el médico nota en el paciente) y síntomas (lo que manifiesta el paciente) producto de la inflamación de las raíces del nervio ciático. Técnicamente, a este dolor se le denomina radiculopatía.dolor de espalda

  Leer Más »

Share Button

El nervio ciático es uno de los nervios más grandes en el cuerpo. Comienza en la columna lumbar y se extiende hasta las nalgas y abajo de la extremidad inferior de los pies. Este nervio proporciona el movimiento, el sentimiento y la fuerza en las piernas. Alrededor del 40% de la población mundial ha sufrido de la ciática en algún momento de sus vidas. Es una condición que puede causar dolor, entumecimiento, hormigueo y debilidad en los miembros inferiores, pero es a menudo confundido con un dolor de espalda o incluso calambres en las piernas. Comienza como una presión o pellizco en el nervio, y luego continúa como un dolor en la parte posterior de las piernas.

Nervio Ciatico

Leer Más »

Share Button

Cuando usted se levanta de la cama, luego de una noche sin poder dormir, gracias al punzante dolor, hormigueo o entumecimiento que se dispara desde su baja espalda, que en ocasiones llega hasta sus piernas, usted hace cualquier cosa para aliviar ese dolor. Es por eso que estos sencillos estiramientos son tan prácticos, los cuales le ayudaran a aliviar la presión sobre el nervio ciático, sin tener que realizarlo fuera de la cama. Las rutinas de abajo, están dirigidas a una de las tres principales causas de la ciática: hernia de disco (una protuberancia en la amortiguación entre los huesos de la columna vertebral ), degeneración ósea (irregularidades en las vértebras), o músculos de la cadera comprimidos.estiramiento espalda

Leer Más »