Share Button

Han regresado al agua, algunos se encuentran ya plenamente adaptados, otros están en sus inicios. En cualquier caso, no pueden desprenderse de su condición de mamíferos, siguen pariendo vivas a las crías, las amamantan y han de respirar el aire atmosférico, pero su mayor inteligencia les ha permitido reconquistar con éxito el viejo hogar.

Volvieron y con ventaja

Sería exagerado afirmar que sintieron nostalgia de su remoto pasado y atribuir la voluntad a una ley general de la vida, el aprovechamiento de todos los recursos. Si los mamíferos han dominado el medio terrestre y se han aventurado con notable éxito por los aires, no podían por menos que intentar conquistar las aguas.

AdiestramientoCanino200x200

Es un proceso lento, que supone adquirir unas estructuras que se poseyeron en el pasado pero que se han perdido, y la evolución, ya se ha dicho, nunca da marcha atrás. Los elementos mecánicos pueden modificarse más o menos así, en los casos de mayor adaptación, las extremidades se transformaron en aletas y la piel se acolcha con una gruesa capa, aislante y compensadora de las turbulencias del agua, mejorando la forma hidrodinámica. Pero hay otras conquistas irrenunciables. Los mamíferos acuáticos siguen respirando mediante pulmones.

Gigantes indefensos:
Los cetáceos ya sean grandes como la ballena azul, o de dimensiones más reducidas como el delfín común, han conseguido el máximo grado de adaptación posible al medio acuático, a lo que han añadido las ventajas que les confiere su naturaleza de mamíferos y entre ellas una nada despreciable es la inteligencia. Se supone que las ballenas se comunican entre sí mediante un lenguaje de sonidos que permite identificar individualmente a los distintos ejemplares. Es el famoso canto de las ballenas. Y el delfín es capaz de realizar tareas de gran complejidad y de mostrar interés en comunicarse con nuestra especie.

Se cuentan entre ellos los mayores animales del planeta, ballenas de 30 metros de longitud, gigantes inofensivos que se que se alimentan de plancton, que filtran con una especie de red que sustituye a sus dientes. Otros cetáceos, en cambio, poseen dientes, como los cachalotes y los delfines y su dieta está formada por peces y cefalópodos principalmente. Pero ya seguros en la naturaleza por su tamaño y con una baja tasa de natalidad, la amenaza del ser humano les ha arrojado a un callejón de difícil salida que conduce a su extinción.

¿Y los demás?
Con menor grado de adaptación, pues al menos para reproducirse ha de volver tierra firme, tenemos a las focas, otarios, leones marinos y morsas, o, en fase todavía más temprana de adaptación, las nutrias de nuestros ríos o de las costas marinas.

Quieres que tu perro obedezca?...Existe un sistema de adiestramiento avanzado que garantiza eliminar para siempre los problemas de comportamiento de tu perro… y con sólo 15 minutos al día!!...Si quieres saber cómo, haz click aquí!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *